Vallados

Los vallados PRFV están fabricados con fibra de vidrio y resina termoestable. Al igual que ocurre con los tramex y con las barandillas, su uso está muy extendido en la industria por las ventajas que presentan frente a los cerramientos metálicos. No sufren la corrosión (sector naval, plataformas offshore, zonas marítimas, parques acuáticos, instalaciones deportivas, explotaciones ganaderas), aíslan la electricidad (instalaciones eléctricas, instalaciones de telecomunicación, estaciones ferroviarias), son radiotransparentes y no magnéticos por lo que no interfieren con los radares ni las ondas magnéticas (infraestructuras aeroportuarias), disminuyen el riesgo de incendio por su baja emisión de humos, son ligeros, fáciles de instalar, no requieren mantenimiento, etc.

Nuestros vallados perimetrales se pueden fabricar en cualquier color, resina y altura. Además, son sencillos de instalar gracias a nuestros perfiles especiales para la conexión de rejillas de fibra de vidrio.